DEL AMOR Y OTROS CANTARES
_________________________________

15 jun. 2007

Ciudad Quieta

Se fueron las luces.
Se tiñeron de rosas los atardeceres
y la ciudad se hundió en un frío letargo.

El rey guardó sus brillos
y la luna se apoderó de su reino.
Las sombras avanzaron
sin piedad entre nostalgias
y quehaceres,
y un silencio sepulcral
se instaló en el bullicio.

Lentas y pesadas
se volvieron las horas.
Ojerosos y blandengues
se tornaron los apuros.

Ciudad quieta.
Ciudad dormida.
Qué bella te ves así

No hay comentarios.: